funerales

Ofrecemos nuestras condolencias por el fallecimiento de un ser querido. La nube de plata de duelo es tocado por la alegría de la resurrección.  De hecho, para los fieles del Señor la vida cambia no termina. La liturgia del funeral es una oportunidad para expresar y dar gracias a Dios por el regalo de vida de la persona, más estrechamente unidos con Cristo en nuestro dolor, y para orar por el alma de nuestro querido difunto.

Por favor llamar a la oficina parroquial para hacer arreglos del funeral (949) 951-8599.